En psicología existen diferentes enfoques: cognitivo–conductual, humanista–sistémico, psicoanalítico, constructivista, Gestalt, análisis transaccional… Considero que cada persona tiene unas necesidades especiales y únicas, y por eso la terapia que llevo a cabo en cada caso tiene en cuenta aspectos de las diferentes corrientes para poder ofrecer lo más adecuado a cada paciente.

Así pues, el trabajo que llevo a cabo se basa en una psicología integradora en la que a partir de la información facilitada por el paciente, hago una evaluación de la problemática y utilizo técnicas del enfoque cognitivo–conductual, el enfoque humanista–sistémico y/o técnicas de PNL (programación neurolingüística).

Mis objetivos en la terapia son:

  • proporcionar herramientas útiles para que la persona pueda gestionar su problema de manera óptima
  • reducir al máximo el malestar que produce la situación problemática
  • conseguir que la persona se enfrente a sus miedos
  • que progresivamente la persona sienta que avanza y note un cambio positivo
  • aumentar la autoestima y la propia consciencia reestructurando creencias distorsionadas a fin de que la persona sea capaz de gestionar sus propias emociones sin miedo, angustia y/o ansiedad
  • potenciar las aptitudes de la persona
  • que la persona adquiera pautas y herramientas para que en un futuro sea capaz de gestionar situaciones similares

Para conseguir estos objetivos la terapia se lleva a cabo de la siguiente manera:

 

Primera sesión

En la primera sesión realizo una entrevista para conocer el motivo de la consulta y cuáles son tus expectativas respecto a la terapia, así como los objetivos que quieres conseguir con ella. Antes de finalizar la sesión y a partir de la información que me hayas proporcionado, redactaremos los objetivos, realizaré las primeras hipótesis de tu caso y concretaremos la duración estimada del tratamiento.

 

Segunda sesión

En la segunda sesión te informaré sobre la evaluación de tu caso y comentaremos dudas, inquietudes, preocupaciones… Por otro lado, te propondré el tipo de terapia que considere más adecuada para ti y te explicaré cómo la llevaremos a cabo.

 

Tercera sesión y posteriores

Como ya habrás visto en las dos sesiones anteriores, la terapia no solo consiste en hablar. Tu participación e implicación son importantes, por eso durante las diferentes sesiones, trabajaremos con diferentes técnicas que te ayudarán a conseguir los objetivos marcados.

A lo largo de la terapia, te propondré técnicas para realizar en casa como complemento a las sesiones en consulta. La terapia es un trabajo en equipo, y por eso es importante la implicación de ambos. A menudo suelo proponer ejercicios para hacer en casa, entre sesión y sesión, para reforzar aquello que hayamos trabajado en consulta. En consulta comentaremos las dudas, las dificultades, los avances, etc.

 

Si tienes cualquier duda, puedes contactar conmigorellena el formulario o llámame.

Dejar una opinión